Amar los nuevos tiempos revueltos

 

En este 2012 que, televisivamente hablando, parece pasar volando estoy aprendiendo muchísimo respecto a los nuevos consumos de ocio, la manera de producir contenidos de entretenimiento y el camino que está tomando el negocio audiovisual. Parece ya que fue hace una eternidad (Y no han pasado ni cuatro meses) cuando tuve mi primer acercamiento a conceptos como Transmedia, Televisión Social, Gamificación, Segundas pantallas, audiencia activa, engagement, experiencia participativa y tantos otros que comienzan a ser el ABC de todos los que nos dedicamos a esto de entretener a millones de espectadores a través de contenidos audiovisuales.

En las últimas semanas he tenido la posibilidad de vivir en mis propias carnes hasta que punto está implantada esta nueva realidad y cuan rápido se incorpora a nuestro sistema de vida. Os pongo en antecedentes: Mis suegros son de Barcelona y cada septiembre suelen venir a Málaga a pasar unos días con mi mujer y conmigo. Como los dos somos freelances y trabajamos desde casa, hemos estado comiendo los cuatro juntos diariamente y pasando un tranquilo rato de sobremesa antes de que a nosotros nos tocase volver al currelo. A esa hora en mi casa no se perdona “Amar en tiempos revueltos”, la veterana ficción diaria de TVE es de las series preferidas de mi mujer y su madre comparte con ella esa afición, con lo que se suele ver el capítulo cada tarde.

Ahora viene lo bueno, que es la evolución de mi suegra en la forma de consumir su serie favorita: al principio se producía un visionado tradicional, y por tanto pasivo, en el que se sentaba a ver el episodio y su única  actividad extra posible era comentarlo con la persona sentada a su lado en el salón. A los tres o cuatro días de estar en casa le enseñamos lo que se puede hacer con un I Pad y ya comenzó a ver la serie mientras repasaba fotos familiares y con ellas, recuerdos y anécdotas del pasado. No llevaba una semana con nosotros y ya estaba jugando desde la tableta mientras la emisión, actividad que se prolongaba durante otros muchos ratos muertos y que demuestra el poder de adicción de estos productos en todo tipo de públicos. Para cuando se han vuelto a Barcelona, el I Pad era ya una extensión natural de su brazo…

Hasta la mísmisima reina de Inglaterra se rinde a los encantos de la tecnología 😉

 

Y lo mejor de todo es que este nuevo mundo desconocido para ella no le restaba un ápice de intensidad a la experiencia tradicional de ver el capítulo de la serie. Es más, uno de los días flipé con su buen ojo clínico al olerse y avisarme de un tremendo punto de giro que se iba a producir minutos después… más bien al contrario, la segunda pantalla enriquecía su experiencia aportando novedad, intensidad y frescura a su tiempo de ocio.

El siguiente paso, que ya no nos dio tiempo a dar, sería que mi suegra descubriera que su consumo con la tableta puede estar relacionado con su consumo de televisión. Muchos creerán que en esta seríe, por el tipo de público al que va dirigido, no se cuidan los productos derivados más allá del formato tradicional  (La línea clásica de novelas, libros de receta, etc.). Sin embargo, darse un paseo por la web de RTVE es darse cuenta de la cantidad de herramientas y productos derivados que hay a disposición de los aficionados a la serie para ser consumidos a través de ordenadores, tablets y smartphones.

Mi suegra es una mujer muy preparada y con una gran trayectoria profesional en su haber, pero ya está jubilada y de tecnología e informática sabe lo justo para defenderse en el mundo de hoy. Si alguien de este perfil es capaz de darle la vuelta a su forma de ver TV en diez días es que esto de la nueva televisión es una realidad absoluta. No es que sea “la tele del futuro”, no es que “se acerque el invierno” (como diría cualquier Stark que se precie de serlo) es que el puñetero invierno ya está aquí y está cayendo una nevada de cojones.

Son nuevos tiempos, si. Debido a la crisis económica son muy revueltos, si. Pero desde luego suponen una experiencia mucho más rica para los espectadores, un tablero de juego mucho más grande y atractivo para los creadores y una oportunidad inigualable para que las nuevas ideas y los buenos productos de abran camino… y por todo ello, hay que amarlos.

 

Hasta que nos leamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s